viernes, 16 de noviembre de 2012

Tejas de nata y pistachos

Hola!
Con la entrada de hoy añado una nueva etiqueta al blog: aprovechando restos.
Ya sabéis que las etiquetas del blog están en la columna de la derecha y agrupan las entradas por ingredientes o por temas, como por ejemplo: algas, castañas, samaín, navidad, etc.
Clicando en una etiqueta aparecerán todas las entradas relacionadas con ese tema, por ejemplo si clicáis en chocolate se mostrarán todas las recetas que contengan chocolate por orden de publicacion, de la más reciente a la más antigua. 
Y volviendo a la entrada de hoy, puede parecer raro que las tejas de nata y pistachos sean una receta de aprovechamiento de restos pero os aseguro que en esta ocasion sí lo son. Me pregunto si os pasa lo mismo que a mí, cuando tengo que usar sólo parte de un brick de nata, el que sobra lo guardo en la nevera con la esperanza de usarlo en los días siguientes. Peeero, cuatro días después me doy cuenta de que todavía sigue allí la nata y ya no queda otra que tirarla. Nooo!!!
Por este motivo la receta de hoy encaja perfectamente en esta etiqueta, con ella se puede aprovechar ese poquito de nata que ha sobrado. Y es taaan fácil.
Ya veréis.


Ingredientes:

50 gr. de nata
50 gr. de azúcar
50 gr. de harina de espelta (si no tenéis vale harina de trigo)
Un puñado de pistachos troceados

La base de la receta es muy sencilla, siempre el mismo peso de nata, harina y azúcar.


Preparación:

Mezclar la nata con el azúcar y a continuación añadir la harina. Integrar bien todos los ingredientes con una espátula. Tendremos una masa blanda que no se puede manipular con las manos.
Dejar reposar media hora. Cubrir la bandeja de horno con papel y precalentar el horno a 180º.
Añadir los pistachos, mezclar y con una cuchara poner montoncitos de masa sobre el papel bastante separados entre sí. Con la misma cuchara extender la masa dando la forma que nos apetezca, la mayoría los hice como veis en la foto para hacer las tejas pero también hice algunos redondos más pequeños para hacer galletas.



Los pistachos se pueden espolvorear por encima de la masa una vez extendida en lugar de mezclarlos con ella, a vuestro gusto.
Hornear entre 5-10 minutos, hay que controlar el horno, en cuanto empiezan a dorarse por los bordes muy atentos porque se harán enseguida. Dejar que se doren y retirar la bandeja del horno. Levantar cada teja con una espátula y poner sobre un rodillo, una botella de cristal... para que cojan la forma de teja. Esperar a que se enfríen, despegarlos (despegan con mucha facilidad) y guardar en una caja cuanto antes para que se mantengan crujientes.


¿De dónde sale esta receta? pues de una compañera de trabajo de hace muucho tiempo con la que compartí un par de meses tan sólo pero que me dejó muy buen recuerdo. Nos llevó al trabajo un par de veces estas galletas, ella hacía galletas no tejas, hechas con nata de verdad, la que forma la leche ordeñada al hervir. Qué buenas!!

Y ya para despedirme os dejo con esta foto de la "II xuntanza de bloggers gastronómicos galegos" que se celebró en A Coruña el sábado pasado. Los responsables de la organización fueron Juan Carlos Alonso (Gastronomía en verso) y Laura Eiriz (La cocina de Mezquita) y eligieron el restaurante del Mirador de San Pedro desde donde hay unas vistas impresionantes de la ciudad.
Poco puedo decir que no  hayan dicho ya los demás participantes en sus respectivos blogs o en redes sociales, sólo que fue un placer volver a encontrarme con algunos de los bloggers que conocí en la primera xuntanza en Santiago de Compostela pero también tuve ocasión de ver caras nuevas y disfrutar de una comida muy agradable en su compañía.


Participamos: Marimí (Sabores y olores), Majes (Asómate a mi cocina), Mª José (Laurel y canela), Pepe (As pequenas viaxes e algo de gastronomía), Mercedes (Aprendiz de chef), Víctor (O Bandullo) y Berta (El sabor de lo dulce), Conchi (Cocinando setas), Josiño (Cocina y kuchnia), Isabel (La cocina de Frabisa), Chus (Siguiendo a Nenalinda), Elena (Cuatro especias), Marta (Dolce far niente), Tito (Complicaciones las justas), Loly (O Garfelo) y las parejas de algunos de ellos.

Y hubo sorpresas: la primera fue un regalo muy especial que nos hizo Conchi, un bote con setas secas, recogidas y secadas por ella misma. Gracias Conchi!!; y la segunda fue ................ ver a Juan Carlos dedicando una canción a su queridísima ciudad.

En este enlace podéis ver un vídeo de Pepe con fotos, menú y el anuncio de la próxima: ... en Ourense!
Pufff! qué entrada tan larga, espero que os guste.

9 comentarios:

  1. muy buenas te han quedado las tejas.
    Besos
    Cocinando con Montse

    ResponderEliminar
  2. Hola Bego! Me ha encantado esta propuesta de aprovechamiento! Y tienes toda la razón del mundo, la nata es una de esas cosas que una vez se abre queda olvidada en el fondo de la nevera, y tampoco está la cosa para andar tirando nada!
    Un besito guapa!!! :-)

    ResponderEliminar
  3. Que maravilla de galletas o de tejas, porque las dos opciones me encantaron y yo como tu, los pistachos en la masa.
    Y gracias por las fotos, gusta ver estas kedadas eh?
    Besazos.

    ResponderEliminar
  4. Que buenas Bego! Y la foto de los pistachos es chulísima! Me encanta!

    Me encantó verte de nuevo en Coruña. Un día tendré que ir yo a verte a Ferrol :-)

    Besinos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Loly! pues sí tenemos que hacer un huequito para quedar en Ferrol. Un beso

      Eliminar
  5. Gracias chicas! la verdad es que están ricas y es muy fácil hacerlas.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  6. Muchas gracias Begoña por compartir un bonito recuerdo en tu blog.

    Besos y que se repita muchas veces.

    ResponderEliminar
  7. Espectaculares y seguro que deliciosas no hay mas que ver las fotos .
    Bicos mil y feliz domingo wapa.

    ResponderEliminar
  8. Ahora que mi compi de mesa las ha hecho ya no tengo excusa para no hacer las tejas, que me encantan, y coincido con Loly (ya van demasiadas veces) me encanta la foto de los pistachos. Un biquiño

    ResponderEliminar